viernes 06 de diciembre del 2019
Dolar $796,75 | Euro $882,53 | Uf $28.259,83 | Utm $49.623,00
El Diario del Maule Sur
FUNDADO EL 29 DE AGOSTO DE 1937
Hoy
Opinión 25-06-2019
Juan Lucangioli (yahia) Caminante Sufi
Con su dedo pulgar derecho, una a una desplaza las cuentas de su Tasbi (herramienta que facilita mantener la conciencia de número, semejante a un rosario), regulando devocionalmente el Dhikr (recuerdo de dios), comenzando a recitar cada uno de los 99 nombres de Allah.
Juan Lucangioli, nace un de 17 de septiembre de 1978, en la ciudad de Buenos Aires, Argentina, hijo de Oscar Lucangioli y Lucila Larrandart, ambos con profundas inquietudes intelectuales y artísticas, le transmitirían la ecuanimidad de su futuro proceso de búsqueda. En su familia la música siempre estuvo presente, todos los días sábados había encuentros donde la guitarra, la poesía y la conversación, invitaban al pequeño Juan, a corear las letras de Los Beatles, Mercedes Sosa, Serrat, Silvio Rodríguez y a compartir junto a su hermana el emergente Rock nacional, Charly García, Fito Páez, Luis Alberto Spinetta, entre otros. El piano fue su primer compañero musical, con el cual comenzó a componer canciones junto a los escritos de Mario Benedetti, Juan Gelman, Pablo Neruda, Eduardo Galeano, Gabriel García Márquez, Jorge Amado, los cuales le permitirían encontrar a través de la poesía, una vía de expresión de aquello que no se animaba a decir.
En esos años, fue parte de una hermosa experiencia colectiva de gestión cultural, "La Puerta", donde tuvo la oportunidad de reconocer en el viaje, una experiencia de autoconocimiento y respuestas.
Durante su juventud, finalmente asumió su condición de Artista Musical, lo que lo insto a viajar y estudiar en Río de Janeiro con el guitarrista de Chico Buarque (Luiz Claudio Ramos), para luego comenzar su carrera con la edición de su primer CD llamado "Ezeiza", el cual cosechó muy buenas críticas en los medios nacionales, con solo 23 años. Luego, continuo con la edición de su segundo CD, llamado "Disfraces" el cual le permitió conocer a su maestro espiritual, Maulana Sheik Nazim Adil al-Qubrusi al-Haqqani, heredero de la cadena Dorada de la Orden Sufí Naqshbandi, generando en su vida, un giro de 180 grados, adentrándose en su interior en la búsqueda de respuestas y potenciando el desarrollo de su corazón. En ese proceso el amor lo llevo a casarse, y concebir junto a su compañera de viaje su primer hijo.
El año 2005, soñó con su maestro espiritual, enamorándose de su luz y sinceridad, lo que lo motivo a preparar su viaje a Chipre para conocerlo, finalmente el año 2008 logro llegar a junto a él, reconociendo el fuego de su amor, el cobijo de su santidad y el poder protector de su luz como Sultán de ascetas, Sultán de la gente de la verdad, llamado también como la orquídea plantada en la tierra del Divino Amor.
Maulana Sheik Nazim Señalaba; “El buscador debe ser alguien que se ha dejado a si mismo y ha conectado su corazón con la Divina Presencia. Permanece en Su Presencia realizando sus obligaciones mientras visualiza lo Divino en su corazón. La Luz de Dios ha quemado su corazón dándole la sed por el néctar de las rosas, quitando los velos de sus ojos, permitiéndole que viera a su Señor. Si abre su boca es por orden de la Divina Presencia. Si se mueve es por orden de Dios y si se vuelve tranquilo es por acción de los Atributos Divinos. Él está en la Divina Presencia y con Dios.”
Después de años alejado de la música, Juan Lucangioli regresa al escenario con su proyecto “Sufi Mantra”, el cual da cuenta de una nueva dimensión alcanzada, mediante su apertura devocional y meditativa.
El año 2015, hace la peregrinación a la Meca, lo cual lo inspira a escribir su Libro “de Mendoza a la Meca”, en el cual relata las diferentes estaciones de su viaje y cada uno de los simbólicos momentos de este introspectivo proceso.
Ese mismo año fue invitado a compartir la música de “Sufi Mantras” en la Cumbre Mundial de Arte y Cultura por la Paz en Bogotá, Colombia, donde junto a la delegación argentina se presentó con León Gieco, Ignacio Montoya Carlotto, Estela de Carlotto, entre otros. En el año 2017 fue invitado a Ecuador a participar en la Semana Cultural Sattva 7 organizado por AEA Guayaquil.
Juan Lucangioli (Yahia) estuvo en nuestra comuna este fin de semana, donde presento su libro, compartió su música e interpreto canciones propias y mantras de la tradición mística sufí. El concierto se desarrolló en el Teatro Municipal de Linares, contando con la asistencia de más de 350 personas, las cuales participaron de una actividad, que por momentos tomo la forma de ceremonia espiritual, permitiendo que las vibraciones sagradas contenidas en el sonido se extendieran a sus corazones.
En esa ocasión presento Su canción Queda el Amor de la cual
Finalmente, se desarrolló el Seminario la Voz Interior, en la Escuela de Autoconocimiento “Los Caminos del Despertar”, donde a través de la meditación, la música y los cuentos sufí, el espejo del corazón se fue puliendo para que la Luz Divina brillara y el alma recordara su morada.

Juan Francisco Andrades Pinto (Yahia)
Sociólogo
Magister en Educación
Prof. de Epistemología






Prensa El Heraldo | Imprimir | 492
Publicidad 1
Publicidad 44