lunes 16 de julio del 2018 | Santoral Carmen
Dolar $648,05 | Euro $756,54 | Uf $27.188,45 | Utm $47.681,00
El Diario del Maule Sur
FUNDADO EL 29 DE AGOSTO DE 1937
Opinión 11-07-2018
Anticoncepción masculina
Involucrar a los hombres desde la adolescencia en la regulación de la fecundidad es hoy considerado prioritario en la agenda de varias agencias que promueven la planificación responsable de la familia pues, aunque los anticonceptivos femeninos son muy eficaces para prevenir el embarazo no deseado, algunas mujeres no pueden usarlos debido a condiciones de salud o efectos secundarios, dejando a algunas parejas sin opciones anticonceptivas eficaces.

Por otra parte, el uso inadecuado o bajo acceso a métodos anticonceptivos (MAC) es una de las razones principales del alto número de embarazos no planificados, existiendo una gran necesidad de anticonceptivos masculinos para prevenir las más de 80 millones de gestaciones anuales no planificadas en el mundo.

A pesar de que existe un espectro amplio de MAC para las mujeres, sólo se dispone de condones, abstinencia periódica y vasectomía para los hombres. En el caso del condón, si éste se emplea en forma consistente y sistemática en forma correcta en todas las relaciones sexuales, su eficacia como anticonceptivo es de 0.4 a 1.4 embarazos por cada 100 parejas/año, pero las tasas de fracaso ascienden debido a la poca consistencia y su mal uso.

La vasectomía es una cirugía ambulatoria sencilla, donde ambos conductos deferentes son quirúrgicamente interrumpidos a través de una incisión realizada en el escroto. Esta técnica es altamente eficaz, con una tasa de fracaso <1%. Sin embargo, es un procedimiento muy difícil de revertir y en los tiempos actuales donde hay mayores tasas de divorcio o separación, esta condición de irreversibilidad se convierte cada vez más en un obstáculo.

Esto, indudablemente muestra la necesidad del desarrollo de nuevos, efectivos y reversibles MAC para el hombre. Hay investigaciones sobre la oclusión del conducto deferente del testículo con un micro dispositivo a base de caucho de silicona, pero todavía se necesita más estudios sobre la seguridad del procedimiento.

La Universidad de Washington dio a conocer los resultados de la píldora anticonceptiva DMAU, la que contiene hormonas sintéticas que pueden impedir la producción de espermatozoides, y que fue probada en dosis de 400 mg en 100 hombres observándose un efecto anticonceptivo efectivo. A contar de julio de este año, se iniciará una segunda fase de este estudio con geles de testosterona y de progestina como enfoque transdérmico a la anticoncepción masculina, aplicado a diario en el hombro después de la ducha. En este estudio participarán nueve centros en el mundo, dentro de los cuales está ICMER de Chile.

Pero, más allá de la tecnología anticonceptiva a desarrollar para ellos, los programas de anticoncepción generalmente apuntan a información y mensajes hacia las mujeres. No obstante, se ha observado que es posible que ellas no sean las principales responsables de la toma de decisiones sobre el uso o tipo de anticonceptivo a considerar. De ahí, que proporcionar información correcta y completa a los hombres, facilitaría una participación activa de ellos como compañeros de apoyo en este proceso hacia su pareja, así como usuarios de un MAC.
La evidencia muestra que la desinformación y las actitudes o creencias negativas sobre los MAC, hacen que los hombres se consideren menos varoniles si acceden a su uso o la creencia de que el uso de un MAC cause disminución de su potencia sexual, pueden sin duda crear barreras al acceso y uso en el varón.

De ahí que es un desafío para entidades de salud, otorgar una visión de género a los programas de regulación de la fecundidad, donde la participación del varón es actualmente escasa, mejorando aspectos de información, consejería efectiva, consentimiento y equidad.


(Dra. Erica Castro, matrona y docente investigadora U. San Sebastián)


Prensa El Heraldo | Imprimir | 211
Publicidad 13
Publicidad 15