martes 21 de agosto del 2018
Dolar $668,44 | Euro $762,71 | Uf $27.248,94 | Utm $47.729,00
El Diario del Maule Sur
FUNDADO EL 29 DE AGOSTO DE 1937
Hoy
Opinión 24-01-2018
Nicanor Segundo Parra Sandoval “Voy & Vuelvo”
San Fabián de Alico, Región del Biobío, 5 sept. 1914 +La Reina, Santiago, 23 enero 2018

A los 103 años ha muerto el poeta, matemático, físico y académico chileno Nicanor Parra. El deceso de una de las mayores leyendas de la literatura hispanoamericana del siglo XX, se ha producido en la madrugada de ayer.
Hermano mayor de una familia de genios, como la cantautora y artista Violeta Parra, el autor de Poemas y Antipoemas pasó sus últimos años de vida en su casa de la localidad costera de Las Cruces, a unos 120 kilómetros de la capital chilena. Su muerte, sin embargo, ha ocurrido en su hogar de la comuna de La Reina, en Santiago.
En su ataúd se puede leer Voy & Vuelvo, texto de unos de sus famosos artefactos, según relató su sobrino Nano Parra afuera de la vivienda de la precordillera de la capital. Indicó que los restos del poeta serán trasladados el jueves por la mañana a Las Cruces, donde esa misma jornada se celebrará el funeral. “Su salud estaba un poquito deteriorada, pero falleció a causa de los años. Nada más, eso es todo”, señaló el pariente del escritor. Y adelantó: “Lo vamos a despedir bailando y cantando”.
Parra era el superviviente del grupo más señero de poetas chilenos contemporáneos, junto a Pablo Neruda, Gabriela Mistral, Vicente Huidobro y Gonzalo Rojas. Después de publicar en 1937 Cancionero sin nombre, influido por Federico García Lorca, llegó en 1954 el libro que marca en mayor medida su obra y la poesía hispanoamericana del siglo pasado, Poemas y antipoemas.
Con su estilo inconfundible, Nicanor Parra fue uno de los máximos exponentes de la antipoesía. Su obra traspasó fronteras, siendo ampliamente reconocido en los países de habla hispana e incluso tuvo éxito cuando fue traducido al inglés.
Con su muerte, ayer martes, a los 103 años, también se recuerda una de las creaciones que incluyó en el texto Obra Gruesa, denominado Últimas Instrucciones. En él, explica cuáles son sus peticiones respecto a su funeral; además adelanta que tratará de malditos si se les ocurre hacerle honores en la universidad. (Fotografías: gentileza de Jaime González Colville)
Últimas instrucciones
Éstos no son coqueteos imbéciles
háganme el favor de Velarme Como Es Debido
dáse por entendido Que en la reina
al aire libre -detrás del garage
bajo techo no andan los velorios
Cuidadito CON velarme
en el salón De honor De la universidad
o en la Caza del Ezcritor
de esto no cabe la menor duda
malditos sean si me velan ahí
mucho cuidado con velarme ahí
Ahora bien -ahora mal- ahora
vélenme con los siguientes objetos:
un par de zapatos de fútbol,
una bacinica floreada,
mis gafas negras para manejar;
un ejemplar de la Sagrada Biblia
Gloria al padre
gloria al hijo
gloria al e. s.
vélenme con el Gato Dominó.
la voluntad del muerto que se cumpla
Terminado el velorio
quedan en LIberTad de acciÓn
ríanse -lloren- hagan lo que quieran
eso sí que cuando choquen con una pizarra
guarden un mínimo de compostura:
en ese hueco negro vivo yo.

(Manuel Quevedo Méndez)
Prensa El Heraldo | Imprimir | 370
Publicidad 13
Publicidad 7