jueves 04 de marzo del 2021
Dolar $721,20 | Euro $869,23 | Uf $29.301,98 | Utm $51.489,00
El Diario del Maule Sur
FUNDADO EL 29 DE AGOSTO DE 1937
Hoy
Editorial 03-02-2021
¿Nos salvamos, pero de qué?
Publicidad 2

La primera reacción conocido el informe del Ministerio de Salud sobre los anuncios de los avances y retrocesos de las comunas en atención a las cifras de casos activos y casos nuevos para Linares un gran suspiro.
Acto seguido dos palabras “nos salvamos”; en alusión a que circulaba en rumor una vez más de que la comuna podría retroceder a Fase 1 y aplicarse una vez más la medida de confinamiento total, lo que trae, como ya es sabido, trastornos no sólo en lo psicológico por el encierro que ello significa para los adultos mayores y los más pequeños, sino que también en lo económico para el mundo del emprendimiento que está tratando de ponerse de pie.
¿Pero que tanto esfuerzo estamos haciendo los linarenses por Mercer esta “salvación?”. Basta con recorrer la plaza por la tarde y ver el riesgo potencial de contagio de quienes llegan al principal centro cívico guardando cero distancia física muchos de ellos y quizás apostando a que no pasará nada y que todo esto es una invención, creyendo en la teoría de que somos inmunes.
Se trata entonces de tomar conciencia de que no estamos lejos de caer en Cuarenta; y estamos tal vez más cerca de lo que pensamos de correr riesgo inminente de contagiarnos.
Muchos pueden los anuncios y medidas que se proyectan, pero si no se demuestra la madurez suficiente para asumirlas con verdadera corresponsabilidad no servirá de nada llenarnos de inspectores o policías en las calles ya que en cuanto se den la vuelta, los ejemplos de falta de seriedad para asumir la pandemia terminarán tarde o temprano por pasarnos la cuenta de los avances y retrocesos de las comunas en atención a las cifras de casos activos y
casos nuevos para Linares un gran suspiro.
Acto seguido dos palabras “nos salvamos”; en alusión a que circulaba en rumor una vez más de que la comuna podría retroceder a Fase 1 y aplicarse una vez más la medida de confinamiento total, lo que trae, como ya es sabido, trastornos no sólo en lo psicológico por el encierro que ello significa para los adultos mayores y los más pequeños, sino que también en lo económico para el mundo del emprendimiento que está tratando de ponerse de pie.
¿Pero que tanto esfuerzo estamos haciendo los linarenses por Mercer esta “salvación?”. Basta con recorrer la plaza por la tarde y ver el riesgo potencial de contagio de quienes llegan al principal centro cívico guardando cero distancia física muchos de ellos y quizás apostando a que no pasará nada y que todo esto es una invención, creyendo en la teoría de que somos inmunes.
Se trata entonces de tomar con ciencia de que no estamos lejos de caer en Cuarenta; y estamos tal vez más cerca de lo que pensamos de correr riesgo inminente de contagiarnos.
Muchos pueden los anuncios y medidas que se proyectan, pero si no se demuestra la madurez suficiente para asumirlas con verdadera corresponsabilidad no servirá de nada llenarnos de inspectores o policías en las calles ya que en cuanto se den la vuelta, los ejemplos de falta de seriedad para asumir la pandemia terminarán tarde o temprano por pasarnos la cuenta
Prensa El Heraldo | Imprimir | 307