viernes 21 de febrero del 2020
Dolar $797,40 | Euro $860,57 | Uf $28.410,87 | Utm $49.723,00
El Diario del Maule Sur
FUNDADO EL 29 DE AGOSTO DE 1937
Hoy
Opinión 17-01-2020
Señor director: 17-01-2020
El proyecto Ley de Fármacos II ya se encuentra en la fase final previo a su aprobación y consideramos importante seguir insistiendo en nuestros argumentos para mejorar aristas de la propuesta legislativa que determinará el acceso a medicamentos de calidad de manera justa y oportuna para toda la población.
Para nuestro pesar, aún no vemos en el proyecto soluciones ante los principales problemas que hoy presenta la industria farmacéutica: el monopolio de las grandes cadenas de farmacia y el alto costo que finalmente tienen los remedios de marca innovadores para las personas.
El artículo 128 del proyecto de ley, en su versión original enunciaba que el espíritu de esa ley era terminar con la integración vertical entre las cadenas de farmacias y laboratorios. Hoy eso no se menciona en ningún artículo en el nuevo proyecto y el hecho que solo quede en el título va permitir, en cierta manera, el abuso de posición dominante de las principales farmacias, que hoy concentran el 80% del mercado.
Por otro lado, el artículo 101 del Código Sanitario que obligará a los médicos a recetar los medicamentos “exclusivamente” por su DCI, prohibiendo así el uso su denominación o marca, atenta con la facultad que tiene el médico para poder prescribir un medicamento en particular de acuerdo a su experiencia clínica. Sin embargo, lo más preocupante en modificar la receta es que, eventualmente, estaríamos beneficiando una vez más a las farmacias del monopolio y empoderando no al paciente sino al dependiente de la farmacia, puesto que ellas ya tienen sus genéricos propios para ofrecer sus productos .
Se debería, también, tener presente que el ISP ha confirmado que solo el 57% de los fármacos sólidos orales en Chile tienen bioequivalencia. Por consiguiente, la duda es: cómo se exige intercambiabilidad cuando no todos los medicamentos tienen dichos estudios.

Elmer Torres Cortés, vicepresidente ejecutivo de Asilfa, Asociación Industrial de Laboratorios Farmacéuticos



Prensa El Heraldo | Imprimir | 362
Publicidad 1
Publicidad 49